Antes que George Washington hubo ocho hombres que ocuparon el puesto de presidente de EEUU. Es lo que aseguran los defensores de John Hanson, un político que fue elegido presidente del Segundo Congreso Continental, que reunió a representantes de las Trece Colonias americanas y que dio forma a la Confederación de EE.UU. Por José Segovia

Según esta teoría, George Washington no fue el primer presidente del país, sino el primero que alcanzó la presidencia tras la aprobación de la Constitución de 1789.

Hanson lidió con gran habilidad los muchos problemas que fueron surgiendo durante su mandato, que coincidió con la Guerra de Independencia y que finalizó el 4 de noviembre de 1782. Dado que los artículos de la Confederación estipulaban que el presidente solo podía permanecer un año al frente de la nación, el mandato de los siete sucesores de Hanson nunca excedió ese corto periodo de tiempo. Con el posterior nombramiento de Washington como primer presidente constitucional, el mandato se estableció en sucesivos ciclos de cuatro años. Desde 1951, ninguna persona puede acceder a la Casa Blanca más de dos veces.

Algunos historiadores sugieren que hubo ocho presidentes antes que George Washington

En su biografía sobre Hanson, publicada en 1932, el periodista Seymour Wemyss Smith popularizó la hipótesis de un primer presidente estadounidense olvidado. Algunos historiadores, como Richard B. Morris, creen que si el presidente del Congreso Continental puede ser considerado como presidente de EE.UU., Hanson no debería aparecer en primer lugar. Cuando estalló la revolución americana en 1774, los colonos crearon una comisión de notables que eligió al virginiano Peyton Randolph como primer presidente del incipiente país.

Puestos a buscar tres pies al gato, otros historiadores sugieren que el primer presidente de la nación debería ser John Hancock, que accedió a ese cargo cuando el Congreso Continental declaró su independencia en mayo de 1775. Sea de una u otra forma, los historiadores coinciden en señalar a Washington no solo como el mejor presidente del país, sino también como el verdadero promotor de la victoria estadounidense en la Guerra de Independencia y el que mantuvo unido a su Ejército en los momentos más difíciles. “Sin su implacable perseverancia la revolución habría fracasado” , sentencia David McCullogh, dos veces ganador del Premio Pulitzer de Historia y autor de 1776, un libro que narra con brío el nacimiento de EE.UU.

Un dato que tener en cuenta

Douglas H. Thomas, descendiente de John Hanson, escribió un libro en 1898 en el que promocionó a su pariente como el primer presidente de EE.UU. y el hombre más relevante de Maryland en la revolución americana.

Difícil competencia

John Hanson nunca podrá competir con el prestigio de George Washington, el brillante militar que triunfó en la Guerra de Independencia y que es considerado por los estadounidenses como uno de los Padres Fundadores de la patria.