Con solo 24 años ya se ha paseado por lo más granado de la ficción española.La conocimos en la serie ‘Yo soy Bea’ y pronto la veremos en “El don de Alba”. Con la actriz valenciana repasamos los “looks” más golosos de la primavera con los colores de Clinique.

Aunque su debut televisivo tuvo lugar junto con Imanol Arias y Ana Duato en el telefilme Severo Ochoa, Patricia Montero se ganó definitivamente a la audiencia tras su paso por series como Yo soy Bea, Los hombres de Paco o BuenAgente. Ahora, la actriz comienza una nueva andadura en Telecinco con El don de Alba, la adaptación de la serie Entre fantasmas, protagonizada por Jennifer Love Hewitt. Deportista, apasionada y desbordante de energía positiva, Patricia nos habla de su última experiencia televisiva mientras descubrimos con ella las novedades de maquillaje con la firma Clinique.

XLSemanal. Después de este atracón de ‘chuches’, ¿se animará con los tonos más coloridos de la primavera?

Patricia Montero. Reconozco que ponerme los labios rojos me cuesta, pero en los ojos me atrevo más, con la raya o el rímel azul por ejemplo.

XL. ¿Algún consejo para estar deslumbrante un día especial?

P.M. Las pestañas postizas, sobre todo en la parte externa de los ojos.

XL. ¿Qué trucos ha aprendido de los maquilladores de cine y televisión?

P.M. Sobre todo me han enseñado a iluminar el rostro e incidir en zonas como pómulos, nariz y frente. Si luego te aplicas polvos bronceadores y máscara de pestañas, estás perfecta.

XL. Y con tanta golosina, ¿le ha entrado gula o la pillamos en plena operación biquini?

P.M. Soy muy golosa. Si me apetece comerme un bollo no me privo, pero intento no hacerlo todos los días. Cuido mi alimentación durante todo el año y, además, practico mucho deporte.

XL. ¿Sigue practicando danza acrobática?

P.M. Algo sí, pero ya no entreno a nivel de competición. Ahora practico mucho ejercicio cardiovascular, hago brikram yoga y, de vez en cuando, doy un par de piruetas para no perder la costumbre.

XL. Así que entiendo que no habrá necesitado un especialista que la sustituya en las escenas de acción

P.M. Pero siempre te ponen a alguien En mi última serie, Tormenta, hice yo todo, incluso las coreografías de las peleas, pero lo normal es que siempre que un actor tiene que hacer algo físico, como un puñetazo, te sustituya un especialista.

XL. Y en su nueva serie, El don de Alba, ¿ha tenido que luchar contra algún fantasma especialmente bravucón?

P.M. El más peligroso con el que me enfrenté fue el que interpreta el actor Juan Codina, que es un asesino muy complicado. Mi personaje siempre ayuda a los fantasmas, pero con algunos tengo que enfrentarme porque llegan a meterse con las personas más cercanas a mí.

XL. Parece que antes de rodar era usted muy escéptica con este tema, ¿sigue igual?

P.M. Qué va. Me ha cambiado la visión totalmente. Después de todas las historias que hemos interpretado, te lo acabas creyendo. Estuve leyendo mucho sobre el tema, vi testimonios reales y al final dices. ¿Y por qué no? .

XL. ¿Se enganchó a Cuarto milenio?

P.M. Ese programa no lo he visto, pero sí el de la médium Anne Germain.

XL. ¿Y usted se la cree?

P.M. Bueno la veo. Te la puedes creer o no, pero algo tiene.

XL. ¿Veremos algún fenómeno paranormal patrio, tipo Santa Compaña o caras de Bélmez?

P.M. Algo habrá, sí. Y, según mi opinión, muy bien conseguido para los medios con los que hemos contado, que nada tienen que ver con los de la serie americana, lógicamente. Algunos son muy graciosos, inspirados en personajes fantasmales conocidos aquí.

XL. Un tópico de la ficción paranormal son las cosas que le ocurren al equipo. ¿Algo extraño que mencionar?

P.M. Bueno, ya sabes que la sugestión es muy fuerte y algunas cosas raras nos han pasado, como el día que llegué a casa y se cayó un cuadro, pero siempre se puede achacar a la casualidad.

XL. ¿Había vivido experiencias similares antes?

P.M. Lo peor que he sentido fue en un hotel en Málaga del que se contaba que, desde que murió una pareja, estaba embrujado. Estaba allí con unos amigos y, al entrar en la habitación, sentí que alguien me seguía. Lo mismo le ocurrió a varios de mis compañeros, incluso uno notó que alguien se sentaba junto a él en la cama y le decía. Vete .

XL. ¿Y está entre sus miedos que la comparen con Jennifer Love Hewitt?

P.M. Eso, más que un miedo, es una realidad porque todo el mundo ha visto la serie americana Entre fantasmas y las comparaciones van a ser inevitables. Ya me pasó con Yo soy Bea o Los hombres de Paco, en las que ocupé el lugar de otras chicas.

XL. Y en su profesión, ¿ha conocido a mucho fantasma?

P.M. Bastante. Este trabajo nunca deja de sorprenderte. Con el peor con el que me he encontrado fue mi anterior representante, que después de cuatro años aún me debe dinero y me hizo quedar fatal con una televisión. 

Los básicos para cada estilo

‘Look’ ácido. Chubby Stick Intense, en tono helfties hibiscus. 20 euros. Quickliner Intense, en tono intense chocolate. 22,50 euros. Chubby Stick Shadow Tint For Eyes, en verde mighty moss. 20 euros. Todo es de Clinique.

‘Look’ romántico. High Impact Extreme Mascara, en tono black. 26,75 euros. Chubby Stick Shadow Tint for Eyes, en tono big blue. 20 euros. Chubby Stick Mighty Mimosa. 20 euros. Todo es de Clinique.

‘Look nude’ luminoso. Fresh Bloom Allover Colour, tono posy. 39,50 euros. Airbrush Concealer, tono fair. 25,75 euros. Chubby Stick Intense Curviest, en tono l. 20 euros. Todo es de Clinique

‘Look’ natural. Colorete Blushing Blush Powder Blush, en tono pink love. 34 euros. CC Cream, en tono claro. 30,25 euros. Chubby Stick Intense Moisturizing Colour Balm, en tono plushes punch. 20 euros. Todo es de Clinique.