Un delicioso plato, ideal para comer con niños

Pasta 'penne' con tocineta ahumadaTiempo de preparación. 20 minutos

Ingredientes. 350 g de pasta penne, 150 g de tocineta ahumada, 800 g de tomates de pera en conserva cortados en pedazos, una cebolla grande, 8 pimientos del piquillo, 4 cucharadas soperas de aceite de oliva, 50 g de pecorino romano o de queso de Idiazábal, sal y pimienta.

Elaboración. se cuece la pasta por el procedimiento habitual, en agua con sal, siguiendo las instrucciones dadas por el fabricante en el paquete. Conviene no pasarse con el tiempo de cocción para que la pasta no quede demasiado blanda. Mientras, se cortan la cebolla y el tocino ahumado en pequeños dados y se ralla el queso.Se doran con dos cucharadas de aceite de oliva las cebollas y los dados de tocino ahumado hasta que estén bien pochados, a fuego lento para que no se tuesten. Se añaden los pimientos desmenuzados con las manos y se rehogan durante un minuto. Entonces se agregan los tomates y se deja cocer durante dos minutos a fuego vivo y, después, de seis a ocho minutos a fuego medio, removiendo a menudo para que no se agarren.

Acabado y presentación. se prueba y se sazona al gusto el sofrito, añadiendo sal o pimentando.Se escure la pasta y se reserva un poco del agua de cocción de la misma.Los penne cocidos se incorporan al sofrito, dejando que se rehoguen unos instantes para que absorban su rico sabor. En este momento, si vemos que el fondo se queda un poco seco, se pueden añadir unas cucharadas del agua de cocción de la pasta; así envolverá mejor los penne. Se vierte el aceite, se espolvorea el queso y se sirve inmediatamente.

PASO A PASO

1. Se trocean en dados la cebolla y el tocino ahumado y se ralla el queso.

2. Se pochan a fuego lento los dados de cebolla y tocino y se incorporan los pimientos y los tomates.

3. Se rehoga todo a fuego medio unos ocho minutos y se sazona.

4. Se incorpora la pasta cocida. Se vierte el aceite y se espolvorea el queso.

Mis trucos

Cuando cocine la pasta, utilice tapaderas para ahorrar tiempo y energía. Una cacerola tarda la mitad de tiempo en hervir si se le pone la tapadera para evitar la evaporación.