Autopsia a la catedral de Notre Dame

Destruida por el fuego el 15 de abril, la joya más universal del gótico es hoy una mezcla entre la escena de un crimen y un yacimiento arqueológico. Antes de iniciar su reconstrucción, policías, científicos y artesanos someten Notre Dame a una radiografía que permitirá conocer todos sus secretos. Por Fernando Goitia/ Fotografías: Jean-Gabriel Barthélemy

Te puede interesar

El Big Ben en silencio tras las obras de restauración

Siria y la restauración de su patrimonio milenario