¿Cómo llegó esta joya española a manos de Liz Taylor?

Ocho generaciones de reyes de España lucieron la perla Peregrina. Y sigue de actualidad. Acaba de llegar a asturias el retrato de una reina con ella en el pecho. Por Juan Eslava Galán

Plácido Arango acaba de donar al Museo de Bellas Artes de Asturias un lote de obras, entre las que destaca un retrato de Margarita de Austria, de Juan Pantoja de la Cruz, en el que la reina luce un colgante fabuloso, el Joyel Rico de los Austrias. una alhaja formada por el diamante el Estanque y la perla Peregrina.

El Estanque lo compró en bruto Felipe II en Amberes y se talló en Sevilla. Se engarzó en un gran broche al que se añadió, a manera de colgante, la perla Peregrina de 58,5 quilates, hallada en 1515 en el fondo del mar por un esclavo negro en isla Margarita (Venezuela). El Joyel Rico de los Austrias se deshizo cuando José Bonaparte regaló la Peregrina a su esposa, y el Estanque acabó en manos del rey de Nápoles.

El Estanque se ha perdido, pero la Peregrina reapareció en el escote de Elizabeth Taylor. la había adquirido Richard Burton por 37.000 dólares en una subasta en 1969. Tras la muerte de la actriz, un comprador anónimo pagó por la Peregrina nueve millones de dólares en 2011.

También te puede interesar…

La pasión salvaje de Liz Taylor y Richard Burton

Y además este artículo sobre joyas españolas perdidas…

¿Qué ocurrió con la rusa?, la tiara misteriosa de la duquesa de Alba