Se llama Gita, alcanza los 35 kilómetros por hora y sigue a su dueño mientras le lleva los paquetes. El nuevo carrito-robot del futuro. Por Fátima Uribarri

Sus tres cámaras frontales lo ayudan a esquivar los obstáculos y lo guía un sistema especial de wifi, conectado al cinturón de su acompañante. La única pega es su escasa capacidad: puede solo con 18 kilos de peso. Por eso Piaggio, su fabricante, ha creado un hermano mayor para Gita.

carrito robot (1)

Se llama Kilo y tiene una tercera rueda, pero puede con hasta 100 kilos y está pensado para llevar la carga de los mensajeros. Todavía no se saben los precios de estos ayudantes tan enrollados…