Barcelona (1936). Me conocéis como parte del Dúo Dinámico, pero acabo de escribir un libro. ‘Soy un truhan, soy un señor (o casi)’, que publica Ediciones Martínez Roca. Espero que os guste. Por Virginia Drake 

XLSemanal. Casi truhan o casi señor?

Ramón Arcusa. Al 50 por ciento.

XL. Vuelve a los escenarios en breve, va a matar de envidia a los de su quinta.

R.A. ¡Que se fastidien! [Ríe]. Este año haremos conciertos en grandes espacios con aforo limitado, y la gira para 2021.

XL. Cuenta en el libro que conoció a Manolo de la Calva (el otro ‘dinámico’) trabajando de delineante en Elizalde, pero que él no entró por méritos propios.

R.A. Es que yo entré de aprendiz a los 14 años tras un examen bastante duro, y Manolo entró a los 17 enchufado.

XL. En todos los dúos, uno es el gordo y otro, el flaco; uno, el rubio y otro, el moreno. ¿A usted le tocó ser el alto y el guapo?

R.A. Sí [ríe]. Y en una película me tocó ser el novio de Marisol y a Manolo no.

XL. Por cierto, dice que ligó con Amanda Lear hasta que supo que era un travesti y que entonces le dio repelús seguir…

R.A. Debería haberlo probado, ¿por qué no? ¡Estaba como un tren! ¡Quién sabe si hoy mis apetencias serían otras! [Ríe].

XL. Cuenta también que, en los años sesenta, Julio Iglesias se preguntaba qué tenía el Dúo Dinámico que no tuviera él, porque todas las chicas iban detrás de ustedes.

R.A. Entonces, Julio no era famoso y nosotros sí. Ahora, cada uno tiene lo suyo y estoy muy contento de lo que tengo y soy. Y Julio también, supongo.

XL. Pero a usted no se le han quemado dos Rolls-Royce en la puerta de casa…

R.A. No, ¡ojalá! [Ríe]. A Julio le gustan mucho los coches y es muy generoso. En una ocasión me regaló un Ferrari Corvette, que es el Ferrari de los pobres.

XL. Oiga, ha comparado a Julio con la reina Isabel II de Inglaterra. Explíquese.

R.A. Es que están por encima del bien y del mal. Saben que el dinero existe y les gusta, pero nunca llevan suelto encima.

XL. ¿Cree que le ha gustado todo lo que cuenta de él en el libro?

R.A. No lo ha leído aún y, supongo, no lo leerá. Esperará a que se lo cuenten.

XL. ¿Es verdad, como dice, que ya se lleva bien con su hijo Enrique?

R.A. Sí, llevaban años sin verse y se vieron para año nuevo de 2016. Mi mujer y yo también fuimos. El encuentro fue cordial, aunque un poco frío. Luego he sabido que Julio ha ido a casa de Enrique a conocer a sus nietos y a Anna Kournikova. Tenía que ser así.

XL.Resistiré  se convirtió en el himno del confinamiento ¿Vale para todo?

R.A. ¿¡Absolutamente! Es una palabra con mucha fuerza y la letra dice más que muchas otras. He oído versiones maravillosas hasta en sueco y rumano. Estamos muy orgullosos.

Un toque inglés

Ramón Arcusa: "Debería haberlo probado con Amanda Lear, por qué no? ¡Estaba como un tren!" 1

 

«A diario: zumo de naranja, café, fruta y las pastillas de turno (vitaminas). El domingo, en honor a mi esposa, desayuno inglés: salchichas, champiñón, huevo frito…».