Son peces de fango, viven en aguas de los manglares y pueden hacer algo excepcional: respirar aire, como si fuesen anfibios. Por F. F.

Lo hacen a través de la piel, su mucosa bucal y la faringe, pero solo en condiciones de mucha humedad. Los de la imagen, en un manglar cerca de Hong Kong, están respirando mientras se embarcan en una pelea territorial, y de forma tan coordinada que le valieron a su autor, Daniel Field, el premio de fotografía de la Royal Society.

Te puede interesar

El punto débil del pez más pesado del mundo