En Ghana funciona el mayor servicio de suministro sanitario del mundo con drones. Estados Unidos está copiando el sistema. Por Fátima Uribarri

Una transfusión a tiempo salvaría a las más de 150.000 mujeres que, según la Organización Mundial de la Salud, mueren cada año en África desangradas tras dar a luz. Ruanda fue el primero en reaccionar y se alió con la empresa Zipline para crear un servicio de transporte de sangre con drones. Luego, Ghana ha ideado el mayor servicio de suministro sanitario con drones.

Transportan sangre, medicinas y vacunas y pueden hacer hasta 500 vuelos diarios

Desde los dispensarios y hospitales se pide la sangre con un simple mensaje de WhastApp. Los drones despegan desde un ‘aeropuerto’ ubicado junto al Centro Nacional de Transfusiones. Así llevan sangre en veinte minutos a sitios a los que antes se tardaban hasta cinco horas.

Drones médicos en África 1

Los drones arrojan cajas que contienen hasta tres bolsas de sangre. La caída se frena con un sencillo paracaídas de papel

Ahora también se transportan vacunas y medicinas: los drones pueden con 1,75 kilos de carga y son capaces de hacer hasta 500 envíos al día. En Estados Unidos ya están copiando el sistema.

Te puede interesar

Lo que debes saber antes de pilotar un dron