Alexander y Ella, mellizos de George Clooney su esposa Amal , aparecen en público por primera vez. Por F. G. 

«Gracias a Dios». Es lo que -cuenta la leyenda- dijo George Clooney al comprobar aliviado que su hija, Ella, se parecía más a su madre que a él. Su hermano, Alexander, eso sí, era clavadito a papá. Los mellizos nacieron el 6 de junio de 2017 y desde entonces poco más se había sabido de ellos. Apenas indicios, celebrados por todo lo alto en redes sociales y medios de tonos magenta, como los facilitados tras el parto por Rande Gerber, un amigo de los Clooney: «¡Son muy monos, una mezcla perfecta entre George y Amal!». Y así hasta que, hace unas semanas, la madre mostró finalmente a sus retoños a la puerta de un hotel en Nueva York.

“Son una mezcla perfecta entre Amal y George”, había revelado un amigo

La noticia corrió como la pólvora: efectivamente, los mellizos de los Clooney son dos miniclones – ¿cloonis?- de sus papis. Mini-George y Mini-Amal los han bautizado algunos, derretidos entre una lista de azucarados adjetivos. Y esto no ha hecho más que empezar.

Te puede interesar

Parecidos más que razonables