El coronavirus puede ser también un negocio: mascarillas, kits de diagnóstico, vacunas… Foto: Getty Images

‘A río revuelto…’, unas pocas empresas han salido ganando. Es el caso de Novacyt, una firma francesa de análisis de diagnóstico para enfermedades infecciosas cuyo valor en Bolsa se ha cuadruplicado en un mes. Pero hay otros nichos de negocio… El más evidente es conseguir una vacuna. Pero también el de las mascarillas. Escasean en China, hasta el punto de que muchos chinos residentes en España las han comprado en las farmacias y las han enviado a su país. La paradoja es que Europa y Estados Unidos se han percatado de que es precisamente China su mayor proveedor de mascarillas e incluso de fármacos genéricos. Así que ya hay varias empresas fabricando a toda máquina… Tanto mascarillas quirúrgicas, cuya efectividad es dudosa, como las que tienen respirador, que ofrecen más protección.

Te puede interesar

Y tú crees que respiras aire puro…

Si China cierra, el mundo se para…